Las acciones en el póker

Poker online

Todas las variantes del póker cuentan con cinco posibles acciones: apostar, igualar la apuesta, subir la apuesta, pasar y abandonar. Te contamos a continuación en qué consiste cada una de estas acciones.

Ya seas un jugador de póker habitual o un nuevo usuario que quiere probar en el mundo del póker online e, independientemente si juegas a la modalidad más popular (Texas Hold´Em) o a otra, resulta fundamental que conozcas cuáles son las 5 acciones básicas que un jugador debe utilizar durante el juego.

En este caso, incluso si aún no has tenido mucho contacto con el juego del póker, habrás oído hablar de los términos ´apostar´ y ´pasar´, que sean quizás los dos más utilizados en dicho juego de cartas. Si bien es cierto, también hay otros de similar relevancia.

Cada una de estas acciones se usa desde el comienzo del juego hasta que un jugador gane el bote y se acabe la mano con ello. La decisión de escoger uno u otro movimiento dependerá exclusivamente de cada jugador, que tendrá que seguir su instinto, habilidades y la fortaleza de su mano para elegir la mejor opción.

En primer lugar, nos vamos a encontrar con lo que denominamos apostar o realizar una apuesta. Esta acción implica poner una cantidad de dinero sobre la mesa para comenzar o continuar el juego.

En póker esto ocurre siempre que los jugadores tienen que poner la cantidad correspondiente a la ciega pequeño o la ciega grande. Esta cuantía depende de la mesa en la que se esté jugando. También se dará este tipo de acción en el caso que un jugador tenga su turno para actuar, decida que desea apostar y nadie lo haya hecho antes que él.

Cartas y fichas poker casino

El poker cuenta con 5 acciones posibles que describimos aquí

Por otra parte, cabe la posibilidad que un jugador haya apostado previamente a otro, por lo tanto el segundo no realizará una apuesta como tal, sino que podrá igualar la apuesta hecha con anterioridad.

Esto sucede en el caso que queramos participar en la ronda inicial tras haberse colocado el valor de la ciega grande o bien, cuando es necesario poner más dinero sobre la mesa porque otro jugador ha añadido fichas extra en rondas posteriores a las ya puestas en el preflop.

Por otro lado, si tras haber realizado otro jugador o jugadores apuestas previas, no nos interesa igualar lo apostado, sino incrementar el dinero que hay sobre la mesa (por tener una buena mano o simplemente siguiendo una estrategia) entonces tendremos que subir la apuesta.

La cantidad que queramos subir para incrementar nuestra apuestas dependerá de nosotros. Es posible incluso subir la apuesta utilizando todos los fondos con lo que contamos en ese momento en nuestro bankroll con lo que se denomina popularmente en póker como ´all in´.

Otra de las acciones disponibles mientras participamos en una partida de póker en nuestro casino favorito o jugando online es la que se realiza cuando ningún jugador realiza una apuesta y a nosotros tampoco nos interesa apostar, es decir, que lo que queremos es pasar.

Esta opción nos permite seguir participando en el juego en el caso que no tengamos buenas cartas en cualquiera de las rondas de una mano, con la esperanza que cuando se descubra la carta siguiente, esta nos ayude a conformar una mejor mano. Por otra parte, pasar también nos da la posibilidad de esperar a ver cuál es la intención del resto de jugadores cuyo turno es posterior al nuestro, lo que nos podría permitir intuir la fortaleza de la mano que cada uno esconde.

Finalmente, si la situación no nos permite seleccionar ninguna de las acciones anteriormente descritas y deseamos no participar en la mano actual, tendremos entonces que abandonar. Esto suele ocurrir cuando tenemos una mano débil o las expectativas de completar una buena mano son muy reducidas o bien uno o varios jugadores suben las apuestas de forma exagerada e incluso haciendo ´all in´.